Perros de Fu

Los Perros de Fu, también Perros de Buda o Leones coreanos (chino: Rui Shi 瑞獅), son poderosos animales míticos con apariencia de león que tienen su origen en la tradición budista y que, consecuentemente, están bastante difundidos en el lejano Oriente.

Suelen aparecer en parejas con una o ambas patas delanteras apoyadas sobre una esfera. A menudo se los halla protegiendo la entrada de templos y tumbas con el fin de amedrentar a profanadores, demonios y otros espíritus del mal. Así, por ejemplo, la Ciudad prohibida, en China, está celosamente custodiada por varias parejas de perros de Fu.

Sus ojos están siempre abiertos con una fiera mirada que pretende transmitir la protección contra malos espíritus que quieran violar la tranquilidad del lugar. También conocidos como perros de la felicidad o perros celestiales y son emblemas de valor y energía, complementos indispensables de la sabiduría.

El simbolismo de los perros de Fu es considerado, asimismo, en los estudios sobre el Feng Shui, que les asocia la vigilancia, el juego limpio y la defensa del débil.

1 Opinión

Anónimo dijo...

hermoso dibujo

19 de abril de 2012, 18:15

¿Qué puntuación le darías? Da tu opinión y sabremos cuáles son los mejores cuentos de hadas de todos los tiempos.